BUSCAR en este Blog

viernes, 5 de septiembre de 2014

William Fink - La Cueva del Conejo



     En el sitio christogenea.org se publicó en Julio recién pasado el siguiente artículo del teólogo y escritor William Fink, autor de dicho sitio estadounidense de orientación cristiana, artículo que presentamos en castellano en el cual establece que algunos autores y sitios y temas sólo sirven al sacerdocio neo-babilónico, el cual mediante todo ello infunde miedo en beneficio de los reyes o Estados, para beneficio absoluto, en último término y según el autor, de un conocido grupo. El señor Finck hace un ligero énfasis en las tentativas de algunos de conformar un misticismo universalista que hace aceptarlo todo y mezclarse con todos, como en el bar multi-racial de La Guerra de las Galaxias, según su ejemplo.


La Cueva del Conejo
por William Finck
22 de Julio de 2014



     Ellos venden fantasías de ciencia-ficción como noticias, construyen una cosmovisión alrededor de sus propias mentiras, y luego ¡tienen las agallas para burlarse de los cristianos!.

     Las cuevas de conejo son constructos artificiales que tienen un poder de fascinación. Ellas son típicamente construídas alrededor de alguna creencia religiosa, alguna pseudo-ciencia, algún acontecimiento, o incluso alguna combinación de todo esto, y tienen la capacidad de propulsar a los buscadores de la verdad por caminos de investigación donde nada de sustancia se logra, se adquiere o se aprende alguna vez porque siempre algo está fuera del alcance.

     Por ejemplo, ciertamente hay verdad en muchas de las llamadas teorías de conspiración, como el hecho de que Lee H. Oswald no mató él solo a Kennedy, o el hecho de que los israelíes y ciertas personas del Gobierno fueron responsables de los acontecimientos de una particular mañana de 11 de Septiembre. Sin embargo estas cosas son fácilmente observables tanto por las circunstancias como por el comportamiento de las partes involucradas y por aquellos que estaban dentro de la periferia de los acontecimientos, si uno puede tener acceso a los datos concretos requeridos para hacer tal observación.

     Pero a fin de distraer a la gente en su búsqueda de las importantes verdades básicas detrás de las causas de tales acontecimientos, mil libros, artículos o asuntos en los medios electrónicos rápidamente aparecen proclamando mil teorías diferentes. De esa manera, si alguien recorre realmente el laberinto con éxito, el único relato que puede reflejar la verdad del asunto es ahogado por mil mentiras.

     A causa de la velocidad de la información y el desarrollo de las auto-publicaciones y por la observación de los medios proporcionada por la Internet, la difusión de tales teorías tomó décadas en cuanto al asesinato de Kennedy se refiere, pero sólo semanas en el caso de los incidentes del 11-S. En un tiempo, unas pocas publicaciones poseídas y manejadas por judíos controlaban la diseminación de prácticamente toda la información publicada, y les tomaba años a los auto-editores o a pequeñas compañías escribir e imprimir libros o distribuír grabaciones que ofrecieran opiniones alternativas. Ahora la Internet permite a cualquiera que pueda publicar en un sitio web o foro expresar sus opiniones, sin tener en cuenta cómo ellas están formadas. Pero si los poderes fácticos pueden crear unos cuantos sitios web de "medios alternativos" populares, ellos pueden sin embargo seguir siendo la influencia más grande que forma aquellas opiniones.

     Hubo una vez en que el antiguo sacerdocio de Mesopotamia fue usado como un agregado de reyes y tiranos a fin de mantener el poder sobre la gente. Mientras el poder gubernamental y militar estaba en las manos del rey, el sacerdocio llevaba las riendas en los corazones y las mentes de las personas, manteniéndolas así en obediencia ante el rey. Las artes mágicas y el especializado conocimiento astronómico o médico logrado a lo largo de siglos de observación sistemáticamente registrada ayudaron a dar al sacerdocio su poder, además de su papel tradicional como guardianes de la herencia cultural e histórica de la gente que fue resumida en sus mitos y leyendas.

     Hoy hay muchos sitios web y publicaciones de los medios que están cumpliendo ambos papeles, sirviendo como "medios alternativos" y también como el sacerdocio de una nueva religión preferida por el Gobierno. Además, así como el antiguo sacerdocio de Mesopotamia asumió la tarea de dar al rey la apariencia de tener mucho más poder que el que realmente tenía, este sacerdocio moderno está haciendo aquella misma cosa promoviendo ciencia-ficción como ciencia verdadera, y atribuyendo al gobierno imperial estadounidense poderes que están lejos más allá de los que realmente tiene. Al hacer esto, el nuevo sacerdocio también tiene la extraña capacidad de atrapar a los buscadores de la verdad en una serie interminable de cuevas de conejo.

     Un ejemplo perfecto es un artículo reciente en la revista Wired, titulado "La Casa Blanca Niega que la CIA Teletransportó a Obama a Marte". La revista Wired se promueve a sí misma como una publicación de noticias tecnológicas para la ciencia y los negocios, entre otras cosas. Y aunque la revista tiene una sección de entretenimiento, este artículo fue en cambio publicado en la sección de seguridad, un área por lo general preocupada de asuntos militares y política, de guerras y rumores de guerras.

     Ahora, si la Casa Blanca niega algo en referencia a un Presidente en ejercicio, a menos que alguna circunstancia observable indique que la afirmación realmente puede ser verdadera, debería ser generalmente considerado como algo no noticioso. Las cintas de Richard Nixon y la mancha en un cierto vestido azul vienen a la mente. Sin embargo, mientras este artículo en Wired, escrito por un tal Spencer Ackerman, está acompañado con un fragmento de una vieja historieta llamada Marvin el Marciano, obviamente incluída para burlarse de la idea, a pesar de todo termina con afirmaciones de que Obama en efecto fue teletransportado a Marte.

     Ackerman desarrolla sus temas diciendo que «...el pasado de Obama está no en Africa Oriental sino en el espacio exterior. Cuando era un hombre joven a principios de los años '80, Obama fue parte de un proyecto secreto de la CIA para explorar Marte. El futuro Presidente se teletransportó allí, junto con el futuro jefe de DARPA. Ésa es la aseveración, al menos, de un par de agentes del Gobierno auto-proclamados viajeros del tiempo y exploradores del universo. Andrew D. Basiago y Williams Stillings insisten en que ellos alguna vez sirvieron como "crononautas" a requerimientos de DARPA, atravesando los límites del tiempo y el espacio. Ellos juran: un joven Barack Obama era uno de ellos».

     Ackerman habla de cómo "todo esto suena fantástico, absurdo y más que un poco loco", y luego sigue escribiendo: "Según Basiago y Stillings, Obama no sólo miente acerca de su identidad. Él miente acerca de su registro de servicio militar también. Mientras sus opositores políticos en 2008 lo atacaron por no haber hecho nunca el servicio militar, en verdad él estaba ocultando su participación en un oculto programa intergaláctico de la CIA albergado en un centro universitario de California en 1980". (En el artículo hay un vínculo a una institución llamada College of the Siskiyous).

     Aquí Ackerman hace algo que parece inocente al principio pero que en efecto puede tener un efecto nefasto. Ackerman indirectamente atribuye a Basiago y a Stillings la idea de que Obama miente sobre su identidad, lo cual es verdad. Él también les atribuye la idea de que Obama miente sobre su servicio militar, lo que también sería verdadero. Pero Basiago y Stillings no descubrieron aquellas mentiras. Las publicaciones de los medios predominantes de comunicación ignoran o incluso descartan aquellas mentiras hasta el día de hoy, pero si ellas fueran adecuadamente investigadas y difundidas por un medio responsable (estoy bromeando) ellas pudieron haber impedido la reelección de un criminal. Pero quizás todo esto está diseñado así también.

     Al hacer esto, Ackerman asocia acusaciones legítimas contra Obama con afirmaciones "absurdas y más que un poco locas" sobre viajes en el tiempo y teletransportación hechas por Basiago y Stillings. El lector de mentalidad lógica, uno que no caerá en la cueva de conejo de la ciencia-ficción, puede dejar de leer aquí, pero sin embargo una duda casi igual es implantada con relación a las acusaciones legítimas.

     Luego Ackerman prosigue describiendo las afirmaciones de Basiago y Stillings como si ellas tuvieran algún mérito, aparentemente como si él mismo las hubiera aceptado. Él comienza escribiendo: «Oficialmente, la Casa Blanca dice que Obama nunca fue a Marte. "Sólo si usted considera mirar Marvin el Marciano", dice Tommy Vietor, el portavoz del Consejo Nacional de Seguridad. Pero eso es exactamente lo que un crononauta secreto quiere que usted crea».

     Presentando las afirmaciones de estos hombres, Ackerman proporciona detalles e incluso fechas aproximadas, y hace cínicos comentarios entre paréntesis sobre medicina socializada y certificados de nacimiento, un aparente intento de desacreditar todavía otra acusación legítima que ha sido dirigida contra Obama. Volviendo a la historia de Marte, Ackerman va incluso tan lejos como a incluír un comentario supuesto que le hizo al joven Obama un tal Mayor Ed Dames. Este personaje de Dames fue alguna vez frecuente en el programa nocturno de radio Costa a Costa de Art Bell. Aquel programa era, y todavía lo es, una especie de combinación New Age de ciencia y de ciencia-ficción mezclada con temas de gobierno, religión y política. Antes de que Internet creciera para hacerse tan popular, dicho programa era uno de los principales vehículos para la diseminación de esta nueva tecno-religión de ciencia-ficción.

     Ackerman se revela como un vocero de esta religión donde él concluye, en parte: "Usted puede mofarse de la idea de Obama en Marte. Pero esto explica mucho... Ignore a Basiago y a Stillings bajo su propio riesgo. Si Obama es reelegido, Estados Unidos finalmente colonizará Marte". Con esta conclusión, Ackerman está deliberadamente enviando al menos a una parte de sus lectores hacia una de las cuevas de conejo horadadas por Basiago y Stillings.

     El Mayor Ed Dames, una supuesta autoridad en "visión remota", es un sacerdote temprano en una serie creciente de supuestamente antiguos empleados del Gobierno que profesan varios dogmas para la nueva religión. Estos sacerdotes a menudo provienen del Ejército, pero a veces vienen de la administración pública, hombres que sirvieron como contratistas de seguridad, científicos o en capacidades similares. Otro miembro del nuevo sacerdocio es Henry Deacon, quien varios años después de aparecer con asombrosas "revelaciones", ahora revela el que es evidentemente su nombre real, Arthur Neumann.

     Neumann ha hecho afirmaciones de que él tiene "recuerdos de haber llegado desde otro planeta", y de que él "nunca tuvo ningún problema para acceder intuitivamente a información científica compleja...". Él dice que "yo a menudo me he encontrado entendiendo sistemas complejos sin ninguna información detallada o entrenamiento". (Vea el sitio web Project Camelot para esto y más).

     Neumann fue entrevistado por un tal Rafael Palacios (disponible en Youtube) y afirmó que él estuvo implicado en proyectos para el Gobierno estadounidense que incluían "armas de pulso electrónico", bombas de microondas y de neutrones, armas de haces de partículas, armas de sonido y otras más. Neumann afirmó en referencia a estas armas que "muchas tecnologías diferentes están siendo usadas constantemente incluso en las ciudades y también para objetivos específicos". Al ser preguntado sobre los "helicópteros negros", un cuento de terror de hace mucho tiempo en los círculos de conspiración, Neumann dijo que "algunos de ellos parecen helicópteros, pero no son helicópteros", pero admitió no conocer "los detalles". Él afirmó que aquéllos fueron usados para vigilancia y raptos, "pero no por alienígenas". Él continúa dando a entender que en la época electrónica todo es vigilado, registrado, y nada es secreto, que no hay ninguna intimidad en ninguna parte. Tal como el antiguo sacerdocio mesopotámico, el mensaje de Neumann parece estar diseñado para infundir miedo y temor frente al rey (o al Estado) en los corazones de la gente.

     Pero al mismo tiempo Neumann, al describir "fuerzas" buenas y malas dentro del Gobierno, le está diciendo a la gente que ellos no deberían tener ningún miedo, que las "operaciones negras... son muy débiles e impotentes". Él afirma que la gente debe "mirar hacia adelante y ser feliz", y hablando acerca del cambio, que se debe "celebrar el cambio, y comprender que hay un dolor implicado en este cambio". Luego él afirma que "vivimos en una galaxia llena de mundos donde la gente, gente como usted y como yo que básicamente ha pasado por la misma experiencia que la gente aquí en la Tierra, la misma experiencia hace mucho, y que continúa... y ellos ya saben lo que va a suceder, pero ellos están mirando este cambio ocurriendo ahora, y ellos lo apoyan y ayudan gradual y silenciosamente entre bastidores, y si usted es consciente de esto, entonces usted no tiene nada que temer".

     Es ambiguo lo que Neumann ve como bueno y como malo. Sin embargo él habla sonriendo y con seguridad acerca de los cambios que están siendo forzados sobre la Humanidad, y sobre alienígenas de otros planetas que están ayudando a este cambio, como si ellos fueran de una moralidad mucho más alta que la de la Humanidad. Neumann ciertamente parece ser un apóstol de la nueva religión de ciencia-ficción y del todopoderoso gobierno imperial. Para Neumann, no es que la gente no debiera temer porque ellos deberían resistir a aquellos que quieren controlarlos, sino que ellos no deberían temer porque ellos deberían simplemente rendirse ante aquellos que quieren controlarlos. El Dios de la Humanidad no es parte de la ecuación, porque los alienígenas que están ayudando a nuestros gobiernos son evidentemente los nuevos dioses.

     Sin embargo Neumann los llama "gente", y no "alienígenas" o "dioses", aunque sea obvio que él les atribuye poder sobre el curso de la vida aquí en la Tierra. Él luego afirma haber "encontrado a mucha de esta gente"; sin embargo el tema repentinamente cambió al no relacionado pero infame libro Report from Iron Mountain (El Informe de Iron Mountain), y luego a la gripe porcina, al "gobierno secreto", y describe cómo incluso los jefes de Estado no tienen la debida autorización de seguridad para "saber lo que está sucediendo fuera del mundo", como si las verdaderas decisiones acerca del destino de los meros terrícolas en efecto estuvieran siendo tomadas por alienígenas. Neumann predijo que pronto los gobiernos y las agencias en la Tierra "perderían todo su poder", deduciendo que ellos lo perderían ante los alienígenas, que son evidentemente la más alta autoridad moral.

     Al ser preguntado sobre el papel de "la especie humana en toda esta historia", Neumann exclamó con una confiada sonrisa que "es muy simple. Si usted tiene diferentes sistemas de creencias, religiones diferentes, usted tiene que abrirse, abrir su corazón y comprender que estamos aquí todos juntos y respetar las creencias de cada uno como mejor pueda... y comprender que compartimos una ascendencia común no sólo aquí sino con nuestra galaxia entera..."; y con eso ya escuchamos lo suficiente.

     Ésta es la religión de ciencia-ficción de los OVNIs, de encuentros con alienígenas y de otros mundos; y sus apóstoles nunca pueden demostrar sus aseveraciones, pero muchos de sus oyentes incluso inconscientemente dan por supuesto que esto es algo verdadero. El mundo entero debería por lo tanto parecerse a la escena del bar de La Guerras de las Galaxias, en sí misma una imagen creada por un judío, donde todas las razas (imaginadas) en el universo fraternizan y se mezclan en una relativa armonía. ¿No es extraño que esta nueva religión de ciencia-ficción esté modelada a partir de los mismos objetivos políticos, económicos y sociales propugnados por la Judería Mundial, aquel sistema de Un Solo Mundo conocido en la Biblia cristiana como "Misterio Babilonia"?.

     Aunque esta entrevista que criticamos aquí tiene ya cinco años, hemos oído cosas similares de docenas de otros hombres y mujeres mucho antes de que Neumann apareciera con tales afirmaciones. En los años '90 tales declaraciones eran frecuentemente oídas de supuesta gente informada, que describían colusiones gubernamentales con alienígenas, o de gente que afirmaba tener "encuentros cercanos" con alienígenas, o de presuntos abducidos por alienígenas que fueron liberados a fin de propagar este mismo evangelio. Esto es lo mismo que el Evangelio Judío del Crisol [un ambiente donde ideas y razas se asimilan], que fue soltado en Estados Unidos por judíos de Broadway y de Hollywood a principios del siglo XX. ¿Es alguna maravilla que las primeras personas que los medios de comunicación del siglo XX proclamaron como abducidos por alienígenas fueran la pareja inter-racial de Betty y Barney Hill?.

     Visitando de nuevo al personaje que afirmó que Obama fue teletransportado a Marte, Andrew Basiago, encontramos una página web para podcasts que él hace en el sitio web Biblioteca Pleyades. Este sitio web está entre los más visitados en el mundo, consiguiendo decenas de miles de visitas por día. La lista de lavandería de temas cubiertos por el podcast refleja las doctrinas de este sacerdocio neo-mesopotámico: Vida en Marte, Crononautas, Cronovisión, Proyección Astral, Control de la Mente, Parapsicología y experiencias Fuera del Cuerpo, tecnología de Salto Cuántico, Visión Remota, OVNIs, Viajes en el Tiempo, Teletransportación... Todas estas cosas están esparcidas sobre una lista más larga de temas más mundanos, incluyendo a muchas de las teorías de conspiración habituales que rodean a los presidentes estadounidenses recientes y otras figuras políticas y de los negocios.

     Dicho sitio web afirma acerca de su propósito que «Estas exploraciones llevan más luz a la información mística y "religiosa" que hemos recibido a través de un sistema dogmático de educación, a menudo confusa, distorsionada y manipulada. En este lugar tenemos la oportunidad de informar sobre nuevos capítulos más allá del conocimiento corriente, como Exopolítica, Neo-Arqueología, Para-ciencia, Medicina "Alternativa", Vida en Nuestro Universo y mucho más...». En otras palabras, el sitio web está cargado con cuevas de conejo. Pero éstas son las escrituras de la nueva religión de Un Solo Mundo, y representan el nuevo misticismo diseñado para ayudar a mantener la tiranía judía en el poder.

     Basiago y Neumann, Wired y Biblioteca Pleyades, ciertamente no están solos. Neumann mencionó el sitio web Project Camelot en la entrevista que criticamos aquí. Aquel sitio web es otra publicación para el mismo sacerdocio. Un artículo reciente titulado "A'shayana Deane - Ascension Mechanics" afirma en parte: "El trabajo anterior de ella detalla la historia detrás de la ingeniería genética de la raza humana y las numerosas razas extraterráqueas que han estado interactuando y conformando nuestro destino aquí en la Tierra así como en todas partes de los muchos multiversos". Por supuesto, nunca puede ser producida alguna evidencia empírica en apoyo de tales afirmaciones, y la mujer debería ser considerada como una novelista. Es mucho más provechoso para ella, y mucho más útil para los poderes fácticos, vender tales fantasías como grandes verdades escondidas.

     Hay cientos de tales sitios web por ahí, que mezclan dicha ciencia-ficción como la verdad junto con las más mundanas teorías de conspiración, cosas que realmente merecen una investigación. Algunas personas están alienadas por la combinación, y otros que buscan algo en particular son arrastrados hacia abajo hacia una de las cuevas de conejo. Los poderes fácticos ganan de cualquier manera, porque la gente ¡o bien no cree nada, o termina por creerlo todo!. Hollywood conspira junto con este plan, promoviendo las mismas doctrinas de ciencia-ficción no sólo como la nueva religión ¡sino incluso como Historia!. Un ejemplo son las series de televisión Ancient Aliens y UFO Hunters, que son presentadas en el así llamado History Channel, ninguna de las cuales podría ni siquiera remotamente calificar como Historia.

     Los judíos y su shiksas [término usado por los judíos para referirse a las mujeres no-judías = putas] han en efecto aprovechado los medios de comunicación y la Internet en una tentativa de crear una nueva religión mundial y una percepción alternativa de la realidad, que no es la realidad en absoluto.–






No hay comentarios:

Publicar un comentario